jueves, 11 de octubre de 2007

calendario 2008

Igual que el año pasado, hemos elaborado un calendario benéfico para conseguir fondos para nuestro programa Ritmo en los Barrios.

Tras el éxito de la anterior edición, en la que vendimos más de 600, consiguiendo alrededor de 4500 euros (véase la entrada “calendario 2007”, del mes de septiembre), contamos, de nuevo, con el apoyo de todos para continuar adelante con este proyecto.

Los beneficios que se obtengan de su venta irán destinados a la compra los instrumentos y materiales varios que se necesitan para las clases de música, y para los sueldos de profesores locales que trabajan con nosotros.

Se trata de un calendario de pared, de 17 x 24 cm que ha sido diseñado por el voluntario Marc Virgili. Las fotografías fueron hechas por él mismo y por la voluntaria Sydney Fox. El resultado es excelente; pueden ver algunas de las fotografías en el vídeo que hay en la cabecera de este blog.

Por solo 8 euros (ó 10 dólares), a parte de obtener este precioso calendario, estarán ayudando a crear puestos de trabajo en Nicaragua (para profesores de música) y a que más de 400 niños reciban clases de música durante todo el año. Vale la pena.

Los que esten interesados mándenme un correo a raulplanas@hotmail.com. ¡Mandamos calendarios a todas las partes del mundo!

Muchas gracias y esperamos buenas noticias.

martes, 9 de octubre de 2007

ritmos solidarios

El pasado 4 de septiembre el Huracán Félix impactó en la Costa Atlántico Norte de Nicaragua arrasando con todo lo que hallaba a su paso y dejando la zona en una situación catastrófica. Como sucede siempre en estos casos, la ayuda para los miles de damnificados comenzó a llegar rápidamente, no solo desde muchos países de alrededor del mundo sino también desde varios puntos de Nicaragua.

Desde Ritmo en los Barrios no nos quisimos quedar atrás y organizamos un acto benéfico al que llamamos RITMOS SOLIDARIOS.


Este acto tuvo lugar el pasado 29 de septiembre en el Parque Central de Granada, y en él participaron cerca de 90 de nuestros estudiantes de música que orgullosos salieron a tocar y a cantar frente a la multitud que abarrotaba el parque.
















































Ya durante las semanas previas, en las escuelas estuvimos haciendo charlas con los niños acerca lo que habia sucedido en la Costa, en las que ellos expresaron como se sentían al respecto; se hizo una reflexión sobre la ayuda externa que ellos mismos reciben y después ellos dieron ideas de como se podía ayudar a la gente afectada por el huracán. También se elaboraron varios murales dedicados a los niños de la Costa que fueron expuestos en el parque el dia del concierto y hasta algunos niños trajeron algo de ayuda de sus casas...Fue todo en conjunto un gran proyecto solidario que no solo abarcó la clase de música, y del que todos, niños, profesores y voluntarios, quisieron formar parte.






































Varios grupos presentaron también unos bailes folclóricos nicaragüenses, y nuestros amigos de la Escuela de la Comedia y el Mimo vinieron a completar el acto deleitándonos con sus acrobacias...











































El evento fue todo un éxito; y no por lo que se recogió, que no fue más que varios kilos de arroz y frijoles, algo de ropa y algunas monedas, sino por el hecho de que todos estos niños y niñas de origenes tan humildes se involucraran con tanto entusiasmo por la causa, y por que todos ellos tuvieran la oportunidad de mostrar su arte ante un público, lo cual para muchos era la primera vez. ¡Fue muy emocionante ver lo contentos y orgullosos que estaban!

Después de los aplausos y las felicitaciones, todos se fueron a sus casas con la autoestima por las nubes y felices por lo que habían logrado gracias a sus ritmos solidarios...


lunes, 8 de octubre de 2007

un día muy "especial"

El pasado 17 de agosto vivimos uno de los momentos más especiales dentro de la gira en la que presentamos nuestro espectáculo “La música es alegría”, el cual ha merece una entrada aparte en nuestro blog.
Ese día actuamos en la Escuela Especial de Artesanías Populares de Granada, una escuela de artesanías para niños y jóvenes con necesidades educativas especiales. Ernesto y Corin (corinperdomo@yahoo.es), nica y canaria respectivamente, dirigen esta escuela con el objetivo de dar una oportunidad educativa a un colectivo que, en un país tan atrasado como Nicaragua, está realmente marginado y raras veces es atendido como se debería.
Siempre hemos tenido una muy buena relación con esta escuela, y desde Building New Hope se les ha ayudado cuando lo han necesitado. El año pasado hicimos un intercambio muy bonito en el que un grupo de nuestros estudiantes fue a dar un concierto para los estudiantes de esta escuela, y ellos nos enseñaron los trabajos realizados y el proceso para hacerlos. También, los pasados meses de julio y agosto, momento en que gozamos de la colaboración de un grupo bastante numeroso de voluntarios, tuvimos la oportunidad de mandar la voluntaria Leire Garabieta, de Bilbao, a dar clase de música ahí.

Tanto el testimonio de Leire como el de los que ese día tuvimos la oportunidad de compartir nuestra música con los estudiantes de esta escuela coincide en que trabajar con gente con estas características es algo especial. Aunque tengan un coeficiente intelectual bajo, en muchos casos tienen un coeficiente emocional muy superior al de una persona “normal” (si es que se puede hablar de personas normales...¿Acaso alguien se considera "normal"?); esto hace que sea tan agradecido trabajar con ellos: son afectuosos, afables, sinceros, espontáneos,...

Estuvimos muy contentos de poder ofrecerles esta oportunidad. La música es universal y no distingue coeficientes de ningún tipo y sin duda que, para ciertas deficiencias mentales, es un excelente estímulo y puede hacer maravillas. Es por eso que nos gustaría más adelante poder seguir trabajando con ellos.

Aunque en todas las escuelas fuimos muy bien recibidos, la alegría de estos chicos hizo que el recibimiento que aquí tuvimos fuera diferente; la respuesta del público durante la actuación y la forma en que participó, también lo fue.

Vean es este vídeo “casero” la fiesta que se montó cuando, sin que nadie se lo pidiera, todos salieron a bailar al son de nuestra música. El vídeo dura medio minuto escaso, un tiempo suficiente para ver por qué, tanto para ellos como para nosotros, fue un día tan especial...


video

sábado, 6 de octubre de 2007

voluntarios junio-agosto



A pesar de que desde Ritmo en los Barrios queremos potenciar la participación de profesores locales en nuestro programa, la colaboración de voluntarios sigue siendo más que bienvenida.

Estos son los voluntarios que nos han ayudado entre los meses de junio y agosto:
Fanny Silvestre (Barcelona).
fansilv@hotmail.com

Chelista y flautista. Hizo de todo en Granada: clases de iniciación a la música y de flauta en varias escuelas, ademas de ayudar en otros proyectos como el de la clínica de animales y la reforestación de bosques.
Desde el inicio quedé maravillada por el trabajo que Ritmo en los barrios ha hecho, y, sin duda, que participar en este proyecto ha sido una de las mejores experiencias de mi vida”.

Para mí fue muy duro ver tan de cerca la pobreza en la que vive esta gente. Muchas veces tenía que contener las lágrimas, pero ver sonreír a estos niños tan sinceros y agradecidos me llenaba de energía y hacía que me olvidara de todo. Nunca imaginé que algo tan sencillo como es cantar canciones acompañados por los acordes de una guitarra podía hacerles tan felices; era tanta la ilusión que sentían, que preferían quedarse sin la hora del patio para seguir haciendo música.”

Espero poder regresar a Nicaragua en el futuro para seguir ayudando a esta organización, que está haciendo un trabajo excelente".

Adam Ramirez (Denver).
somepurplemusic@hotmail.com

Violista y cantante. Dio clases de guitarra y coro en varias escuelas, y participó en el espectáculo “La música es alegría” en el que, entre otros instruementos, presentó la viola.



Sydney Fox (Denver).
rebelfoxphoto@hotmail.com

Fotógrafa. Sus geniales fotografías han sido utilizadas para elaborar el calendario del 2008 con el que financiamos el proyecto. Ella es la autora del vídeo que aparece en la cabecera de este blog. Algunas de las fotografías de este blog son suyas también.







Leire Garabieta (Bilbao).
lei_med@hotmail.com

Saxofonista y flautista. Fue la encargada de presentar la flauta travesera el “La música es alegría” y dio clases de iniciación a la música en escuelas donde Ritmo en los Barrios no habia trabajado anteriormente, con el objetivo de conocer nuevas escuelas que en el futuro se podrían incluir permanentemente en nuestro programa. Entre ellas hay una escuela de artesanías para niños y jóvenes disminuidos.

Teddy Widom (Pittsburgh).
bluerogue251@yahoo.com

Saxofonista. Ya era voluntario de Building New Hope en los Estados Unidos donde ayudaba en el programa del café. En Granada, dio clases de inglés y de refuerzo escolar en la “Quinta los Chavalos”. Sus solos con el saxo en “La música es alegría” causaron gran sensación.
"Ser voluntario en Nicaragua no siempre es fácil ya que es un mundo completamente distinto. A pesar de las dificultades, tuve una experiencia genial, y aprendí muchas cosas. Tengo recuerdos muy bellos de mis vecinos y amigos nicaragüenses, de los otros voluntarios, de las escuelas..."
"Me gustó mucho participar en "La música es alegría". Mientras lo hacía, me divertía, y también sentía que mi trabajo aportaba algo interesante y nuevo tanto a los niños como a los adultos."

Bet Fernando (Barcelona).
betivaketi@hotmail.com

Pianista. Dio clases de piano e iniciación a la música, además de hacer también talleres de artes plásticas. Su experiencia como cuenta cuentos y en el teatro se vio reflejada en su excelente papel de payaso en “La música es alegría”.



Maria Bassas (Barcelona).
mariabassas@hotmail.com

Violinista y guitarrista. No solo dio clases de iniciación a la música y de guitarra, sinó que también hizo una iniciación al violín en una de las escuelas, lo cual fue toda una novedad. Esperamos que en el futuro tengamos mas violinistas que continuen su trabajo. Además impartió clases de artes plásticas e interpretó el magnifico papel de mimo en “La música es alegría”.

"He aprendido muchísimas cosas que me han enseñado el país y sus gentes, sobretodo los niños. El funcionamiento de las cosas y el carácter de los nicas me ha obligado a aceptar las cosas como son, a ser paciente y flexible para poder actuar adecuadamente y según las necesidades. Hay que escuchar antes para saber que es lo que más necesitan y así dar tu pequeño granito de arena."

"Creo que es una experiencia que marca y que no se olvida, y que es necesaria para abrir los ojos a un mundo mucho más grande de lo que nos imaginamos. Trabajar con los niños es una experiencia muy gratificante, es divertido y te llena personalmente. Además conocer la situación del país y su gente es muy interesante. Y por si fuera poco, estar en Nicaragua te permite conocer un país de extrema belleza paisajística, hacer excursiones increíbles, …"


Maria Oñate (Barcelona).
mariaonyate@hotmail.com

Maestra de pre-escolar. Fue la asistente de la maestra de pre-escolar en las escuelas Ángela Morales y Escuelita Yo Puedo, lo que significó una muy enriquecedora experiencia tanto para los niños como para las maestras. Además de dar clase de música a los niños de pre-escolar, fue la encargada de presentar instrumentos de percusión en “La música es alegría”.






Marc Virgili (Barcelona).
Bajista, percusionista y fotógrafo. Ha sido el encargado de hacer el diseño y parte de las fotografías del calendario 2008, obteniendo un sobresaliente resultado (véanlo ustedes mismos; encarguen un calendario pronto... ¡¡que se acaban!!). Algunas de las fotografías de este blog son suyas también. Dio clases de guitarra y artes plásticas, y en “La música es alegría” presentó el bajo, la guitarra y la batería.

Iñaki Galve (Barcelona).
inyakigalve@hotmail.com

Violinista y flautista. Dio clases de flauta, iniciación a la música y computación. En “La música es alegría” también se notó su experiencia en el mundo del teatro y de los cuenta cuentos dando un toque especial a la presentación del violín, entre otros instrumentos.






Maria Camats (Lleida).
marie19es@yahoo.es

Pianista. Dio clases de piano en la Quinta Los Chavalos, además de dar clases de refuerzo escolar y de alfabetización de adultos en la comunidad de La Prusia.

"Para mi ha sido una experiencia única y espero que la pueda repetir. Era mi primer voluntariado en América Latina y realmente me ha encantado, me hubiera querido quedar mucho más tiempo. Ver cómo puedes poner tu pequeño granito de arena con todo lo que tienes y sabes es muy gratificante, y la gente te lo agradece de mil formas diferentes. Creas unos vínculos muy especiales y difíciles de olvidar... ¡Nicaragua y sus gentes tienen mucha magia!"

"Ritmo en los barrios es un proyecto que está funcionando muy bien; creo que cualquiera que participe en él aprenderá un montón de cosas. Se nota que hay mucha energía y ganas de que continue...¡Y eso se contagia!


La aportación de todos ellos fue maravillosa. Aquí les hechamos mucho de menos y esperamos que vuelvan pronto. ¡Gracias por todo!

lunes, 1 de octubre de 2007

la música es alegría

"La música es alegría" es una comedia musical que un equipo de Ritmo en los Barrios ha venido presentando en varias escuelas.

Este espectáculo tiene una importante vertiente pedagógica y gracias a él, los niños han podido descubrir muchos instrumentos y géneros musicales, desde la música clásica hasta el jazz, pasando por la música tradicional de Nicaragua y de otros países.


La obra comienza con los dos protagonistas, un payaso y un mimo, rotos en llantos porque no tienen ningún instrumento para tocar.

A partir de ahí, van apareciendo en escena los músicos que los intentarán consolar mostrándoles sus instrumentos y explicándoles como se tocan y a que familia pertenecen. Un saxo, una guitarra, un violín, una flauta, un trombón y hasta una batería, entre otros, van deleitando a los niños con su música haciendo pequeñas demostraciones individuales.


El último músico en aparecer es un cantante que consigue solucionar el problema a los protagonistas al hacerles ver que, en realidad, todo el mundo posee un instrumento musical, que no es otro que la propia voz. El mimo, a diferencia del payaso, no puede cantar porque es mudo, pero el mismo cantante le hace ver que el silencio...¡también es una parte muy importante de la música!
El espectáculo termina con un concierto de todos los músicos tocando en grupo, a los que el payaso y el mimo, felices por lo que han aprendido, acompañan bailando alegremente.
"La música es alegría" no solo ha sido presentado en las escuelas a las que Ritmo en los Barrios provee de clases de música, sino en otras muchas más situadas en los alrededores de Granada, al pie del volcán Mombacho y en la Isla Zapatera, y hasta el momento ya más de 1000 niños lo han visto.

Después de que los voluntarios que formaban la base del equipo que presentaba esta obra ya hayan regresado a sus países, está previsto contar con la colaboración de músicos y actores locales (los actores son estudiantes de la Escuela de la Comedia y el Mimo de Granada, véase en nuestra web http://www.buildingnewhope.org/ la sección de “sponsored projects”).

Con la ayuda de todos ellos, esperamos poder seguir presentando este exitoso y por todos alabado espectáculo en otras escuelas, y que muchos más niños puedan descubrir que la música es alegría...


































































































































































"dóna la nota!"



Los pasados meses de julio y agosto, tuvimos en Granada a un grupo de voluntarios de Barcelona formado por Maria Oñate, Marc Virgili, Iñaki Galve, Maria Bassas y Bet Fernando. Un mes antes de partir hacia Nicaragua organizaron un concierto benéfico para conseguir fondos para Ritmo en los Barrios. Esta es la crónica que nos mandan:


El pasado 1 de junio del 2007 sucedió algo fantástico: una multitud de gente se reunió en el Casal Orlandai de Sarriá, en Barcelona, para "dar la nota" por Nicaragua. Todos ellos acudieron a una llamada hecha por cinco ilusionados voluntarios que queríamos colaborar en el programa Ritmo en los Barrios. Como músicos y cuenta-cuentos que somos se nos ocurrió, un buen día, organizar un concierto benéfico donde habría música y cuentos para recoger fondos para el proyecto. Y así lo hicimos, entre nervios y mucha ilusión, presentamos el proyecto ante toda esa gente, amigos, familiares, gente del barrio y más, y dimos paso al concierto que empezó con cuentos breves. El grupo Vivim del Cuentu, (Vivimos del Cuento), amenizó la primera parte del concierto con una lluvia de cuentos breves.



Con aplausos se recibió a Rubén Martínez Santana y a Isabela Méndez; el público se encandiló con las melodías novedosas de Rubén y se enamoró con la dulce voz de terciopelo de Isabela. De nuevo, el grupo Vivim del Cuentu volvió a escena para guiñar al público con los divertidos cuentos eróticos que tenían preparados; hay que decir que, extrañamente, estos cuentos tuvieron un gran éxito y estuvieron acompañados en todo momento de risas y aplausos… ¿quién sabe porqué?


Si el concierto estaba siendo un éxito, se puso la guindilla al pastel con el grupo de swing Jazz ad Limitum; este genial grupo hizo bailar a todo el mundo des de sus asientos. Y con ellos terminó una gran noche de fiesta; una fiesta muy especial donde mucha gente acudió a "dar la nota", sabiendo que con cada aplauso que daban y con cada cuento que escuchaban, ayudaban, de un modo u otro, a hacer más accesible la música con la que ellos habían disfrutado tanto esa misma noche, a los niños y niñas de Granada, Nicaragua.




Gracias a aquel concierto, a la gente con ilusión, a la gente desinteresada y altruista, y a todos los que tienen esperanza, se recaudaron cerca de 1000 €, un capital que sirvió para dar un pequeño paso en la educación y formación de esos niños y niñas de Nicaragua.

A todos los que participaron y se implicaron de un modo u otro en el proyecto, (participando, actuando, facilitando el espacio de modo desinteresado, a los que acudieron, y a los que estaban pendientes de todo des de muy lejos), los cinco ilusionados voluntarios les queremos dar las gracias por ayudarnos a poner otro granito más de arena a un proyecto que aun tiene mucho por decir. Por eso: ¡GRACIAS!